[El post-capítulo] ‘The Walking Dead’ Temporada 3, Episodio 1: ‘Seed’

[AVISO A LECTORES]: Esta entrada está escrita a la carrera, sin revisar, sin mirar atrás y sin tomar prisioneros. Los resultados de lo escrito son fruto única y exclusivamente de la vehemencia que me invade cada vez que termina un nuevo capítulo de la serie. Por cierto: SPOILERS EVERYWHERE.

Al fin, queridos lectores -y lectoras, que dirían en el congreso-; The Walking Dead ha vuelto, y lo ha hecho por todo lo alto con la misma mierda carente de ritmo, situaciones generadas aleatoriamente y largos silencios entre frases para que nos de tiempo a dar una cabezadita durante los diálogos. Vamos allá con el resumen del que ha sido el primer capítulo de esta tercera temporada, titulado Seed.

El señor con enfisema de las cabeceras entona un “last season on the AMC’s The Walking Dead”; lo que viene a significar algo como “eres idiota por tragarte toda la temporada anterior cuando te lo vamos a resumir en menos de minuto y medio ahora”. Tras las profundas palabras del ilustre caballero, se nos muestra todo el percal ocurrido con la granja de Hershel en llamas, con Lori -nuestra loca del coño particular- quejándose para no variar, y con Rick transformándose en su enésimo intento de convertirse en el badass motherfucker de la serie.

Después del momento deja-vu de rigor, vemos al grupo de los currantes -todos menos Lori, Carol y Beth -ay cuando crezcas…- entrando en una casa, supongo que para quedarse de campo y playa una temporadita.
De esta secuencia destacan dos cosas: La primera, que ahora dejan jugar a T-Dog con ellos pese a ser negro y no servir para nada. La segunda, que Carl lleva una pistola con un silenciador de un tamaño absurdo que lo hace parecer un blaster imperial y, francamente, queda ridículo.

Unos cuantos zombis muertos -y una lechuza que pasaba por allí- después todos se reúnen en el salón de la casa sin haber dicho aún una sola palabra, y Carl, que tiene más hambre que el perro de un ciego, encuentra unas latas de Dog Chow en la cocina -esto va completamente en serio- que intenta comerse mientras a todos les importa tres carajos. Y digo intenta porque en cuanto Rick ve a su hijo a punto de meterse la cuchara en la boca, el sheriff agarra la lata y la estrella contra la pared; no sabemos si pensando “mi hijo no va a comerse esta mierda”, o si simplemente ese acto es puramente aleatorio, fruto de un intento de ser ese chulazo peligroso que Rick ansía ser.

Ineptos al rescate.

Como la casa resulta ser una puta mierda -y parece ser que llevan de casa en casa todo el invierno- el grupo se pira de nuevo y, mientras deciden qué hacer con sus vidas, Rick y Daryl encuentran fortuitamente -así, como les gusta a los guionistas, todo PORQUE SI- un pedazo de cárcel que te cagas infestada de zombis.
Como Rick tiene los huevos cuadrados y quiere que su hijo bastardo nazca sano y salvo -en realidad quiere que muera junto a Lori, pero no lo dice para no ser TAN malote- lleva a toda la tropa a Alcalá Meco, donde se instalarán tras hacer una limpieza en los patios exteriores del talego.

Y aquí llega el primer momento bochornoso del capítulo. Todos están destrozados después de pasarse todo el día cercenando muertos vivientes y asegurando los perímetros de la cárcel, cenan con tranquilidad por primera vez en meses alrededor de una hoguera y Hershel -ahora convertido en una especie de Papá Noel afiliado a la Asociación Nacional del Rifle con esas barbas- tiene la brillante idea de pedirle a su hija que cante. Y con la cancioncita y las caras de bochorno y vergüenza ajena de los demás perdemos 5 valiosísimos minutos de capítulo en los que PODRÍA HABER PASADO ALGO.

Pero no, la canción termina y la loca del coño, más embarazada que nunca, va a hablar de buen rollo con su señor marido, quien la manda a tomar por el culo con buenas palabras, pero con un subtexto que dice más o menos “vete a zurrir mierdas con un látigo, adúltera hija de perra”.

Funde a negro, una bandera de los Estados Unidos rasgada ondea -qué recurso TAN poco empleado para ilustrar el apocalipsis, ¿eh, niños?-, y una señorita negra -o afroamericana, no hiramos sensibilidades- decapita a unos cuantos caminantes. Si, es Michonne, ese personajazo del cómic de Kirkman que aquí tiene la misma gracia que Ramón Sampedro bailando sardanas. Y no está sola; por lo visto ha estado cuidando de Andrea en plan Misery una buena temporada -lástima que no se haya muerto, nos ahorrarían una subtrama que pinta aburrida de cojones-.
Después de los típicos momentos de “cuidaré de ti”, y “vete a cuidar de tu puta madre, no quiero que mueras por mi culpa” -tampoco nada manidos en este género-, y los no tan típicos de tensión sexual lésbica interracial, volvemos a lo que “importa” -nótese el entrecomillado-: La cárcel.

Amo a esta mujer. Con toda mi alma. *_*

Es el día dos en el presidio y la misión de limpieza y exterminio debe continuar. El grupo que hace cosas pasa al siguiente perímetro para encontrarse con antidisturbios zombis, con sus cascos y todo. Esto les perturba muchísimo porque no saben como deshacerse de ellos; se ponen nerviosísimos porque unos zombis con pantallas en las cara QUE NO LES PUEDEN MORDER -ni arañar, porque también llevan guantes- se acercan a ellos. Nuestros héroes tardan un buen rato en percatarse de que pueden apartar un poco los cascos para pegarles una puñalada en la cabeza; muy bien, chicos; ya podéis entrar en un colegio para niños de educación muy especial.

Todo en orden. Siguiente perímetro limpio. Todos para adentro.

Un bloque de celdas lleno de mierda y escombros se convertirá en el nuevo hogar de la tropa de Rick, que ya se ha repartido las habitaciones -momento de tensión sexual infantil inclusive entre Carl y Beth, con intervención de Hershel que amenazó implícitamente al hijo del sheriff con cortarle la picha si se acerca a su rubia hija-.
Todo parece en calma y solucionado por hoy, pero como quedan unos 10 minutos de capítulo y NO HA PASADO NADA hay que ponerse las pilas y hacer que todo se desmadre absurdamente.

Lori tiene un momento de chaladura tan característico en ella en el que da la tabarra a Papá Noel Hershel diciéndole que “y si el niño se muere”, “y si el niño está ya muerto”, “y si me muero yo en el parto”, “y si el niño es un zombi y me está comiendo por dentro” -true story-; a lo que el ex-granjero -porque ya no tiene granja, ¡JÁ!- le contesta algo parecido a que si viviese en Pakistán llevaría 30 años cosiendo balones -vamos, que se deje de gilipolleces-.

Y tras los delirios de la parturienta, el gran climax.
Rick, T-Dog, Glenn, Maggie -te amo-, Hershel y Daryl -eres lo único que merece la pena junto a Maggie- se adentran en las profundidades del trullo -se me acaban los sinónimos de cárcel- para buscar la enfermería y la cantina. Planos de pasillos. Tensión en el ambiente. Muertos -o trozos- por todas partes. Rostros de acojone varios.
Todo parece ir bien hasta que de la nada -y de sitios por los que ya había pasado el grupo (?)- empiezan a salir no-muertos a cascoporro. Se lía parda, Maggie y Glenn se separan del grupo -dos metros, porque resulta que están al lado-, y cuando Hershel va a buscarles, un zombi que andaba por allí tirado y que pasaba del barullo le mete un bocao en la pata. ASÍ, DE REPENTE. SIN PREPARAR. PA QUÉ.

La cosa es que para rematar el episodio se llevan al pobre hombre a una sala contigua y Rick le amputa un cacho de pierna a hachazos sin darse un pijo de importancia. Parece que se está tomando muy en serio esto de convertirse en un psicótico carente de empatía; a ver cuánto tarda en actuar de nuevo como un calzonazos paternalista sin personalidad.
Pero aquí no queda la cosa, porque para cerrar el capítulo tenemos un maravilloso y bien planteado cliffhanger presentado COMO EL OJETE en el que con DOS PLANOS vemos que hay un gurpo de presos viendo todo el numerito de la operación a hachazos de Rick.

Comité de bienvenida.

Amigos, vosotros si que sabéis cerrar un capítulo.

Con esto y un bizcocho, me despido hasta la semana que viene, no sin antes cagarme en la puta madre que parió a los directivos de AMC por convertir a Comic Book Men en una serie de 20 minutos. Ahí os pudráis, cerdos con tirantes.

Buenas noches.

¡A compartir se ha dicho!


Anuncios
Comments
7 Responses to “[El post-capítulo] ‘The Walking Dead’ Temporada 3, Episodio 1: ‘Seed’”
  1. Luna dice:

    No me ha parecido en absoluto que este mal el capitulo…es lo q es…una serie de zombies y 4 supervivientes convirtiendose en salvajes por asi decirlo que hacen cualquier cosa porque no saben en qué momento van a caer y no quieren morir.
    Momento hacha si que ha sido un poco salvaje mas que nada porque sin pierna no sabemos como va a correr ni sobrevivir a la infeccion,o si morira desangrado…lo que está claro que lo necesita para que Lori tenga el bebe.
    No hay que darle tantas vueltas es una serie para pasar el rato y pasarlo bien (o no)como parece ser tu caso.

    • Meccus dice:

      Te puedo asegurar que me lo paso en grande viéndola. Si no, no me molestaría en perder el tiempo escribiendo los post-capítulos.

      ¡Gracias por comentar! 😀

  2. Gasty Farias dice:

    Para mi el primer capitulo ha sido genial, la verdad no se q esperas que pase para q te parezca bueno, pero estoy seguro que no te vas a dar el gusto. Si no te gusta, elige otra cosa y sigue adelante.
    Me dio pena al final del episodio por Hershel.

    • Meccus dice:

      Simplemente espero que me satisfaga como serie de televisión.
      Si no me gusta tengo mi pleno derecho a seguir entreteniéndome los lunes viendo el capítulo y escribiendo mis majaderías, ¿no?

      ¡Gracias por comentar! 😀

  3. LoKKie dice:

    Ingenua de mi,yo esperaba todo más o menos igual, pero ya se preocupan de que en 10 minutos veas como a todos se les han curtido los huevos a la intemperie xD Entre Carl, que como ya lo de atravesar craneos a tiros no le afecta y ya piensa en fornicar (pero cuantos años tiene Beth?), y Carol que de mujercita maltratada y desolada ya va en plan que se la suda todo (y se tira a Daryl al final o era de coña????). Lo de la amputación creo que ha sido la unica goreria con la que he flipado…o sea,tanta brasa la temporada anterior con no amputarle al chaval ese tocahuevos y ahora esto…
    En fin,eso,un capitulo en plan para demostrar que ahora son todos mas jarcor y han subido de nivel. En fin xD
    (A mi los zombis antidisturbios me han encantado xD)

  4. JoaquiN dice:

    Algo que rescato de este primer capitulo y que me gusto mucho fue que aya pasado bastante tiempo desde el momento en que nos dejo la temporada anterior (serán 8 meses? ya que dicen que el bebe esta por nacer), fue algo que no me esperaba y que ayuda a no tener que comernos la evolución o mejor dicho la adaptación moral de cada personaje.
    Creo que fui el único que entendió porque tanta violencia de rick en el momento de la amputación, recuerden que hershel va a ser el encargado durante el parto, asique rick lo necesita y no lo iba a dejar morir por nada en el mundo. Esto paso en el cómic con el personaje que hace del padre de los mellizos, creo que fue también cuando recién llegaban a la cárcel.
    Concuerdo mucho contigo en que la serie tiene muchos errores, cosas sin sentido y mucha falta de atención en los detalles y no tan detalles. Yo he terminado de ver la serie Breaking Bad y me he dado cuenta la diferencia de calidad que hay, porque allí cada cosa por mas pequeña que sea despues se entrelaza con la trama, la verdad que es muy buena, prácticamente no tiene errores y momentos sin sentido o que no tiene relevancia para la historia (como abundan en TWD). Pero tambien creo que este capitulo estuvo mucho mejor a lo que estuvimos viendo en la temporada anterior, que la he vuelto a ver y me di cuenta que fue un desastre, esperemos que no vuelva a decaer, pero en este por lo menos hubo bastante acción y un buen final que era lo que se venia pidiendo.
    Me quedo en duda a mi también la relación daryl-carol XD

    Un saludo!

  5. Ileana dice:

    Muy divertidos tus comentarios me hiciste reir, a mi me gusta la serie, claro que no tengo la perspectiva de los fans de los comics que entiendo puedan esperar mas de el desarrollo de la trama cada semana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: