Bigas Luna, Freixenet, chanchullos, mamoneo y la madre que me parió.

No se lo cree ni él.

Y como no había ninguno con gente follando, seleccionó una mierda.

Pensar en Freixenet es sinónimo de hacerlo en -melopeas desmedidas y sus consiguientes resacas aparte- ese glamour publicitario que, desde el año 77 ha acompañado las campañas navideñas de la marca de cava catalán. El star system nacional e internacional más refinado siempre fue el leit motiv de los spots de la bebida espirituosa. No en vano, haciendo memoria podemos recordar a Liza Minelli, Paul Newman, Martin Scorsese y hasta al mismísimo Superman; incitándonos a reunirnos en la mesa con nuestras familias durante estas fechas señaladas, y a saturar nuestros hígados con alcohol de baja graduación hasta derivar, bien en el amor fraternal sobredimensionado, o en la más vehemente de las iras fraticidas -cosa, por otra parte, más común-. Todo destilaba un aroma a medio camino entre el buen hacer, el glamour de revista y el kitch encubierto más salvaje que, para que mentir, siempre le dio un punto de encanto a estos anuncios vacacionales.

Lamentablemente, las connotaciones catastrofistas que los Mayas dieron a este año 2012 se han extendido a la campaña navideña de este año. Revivimos entre sudores fríos, los ecos de spots de años pasados en los que la participación de gente como Ana Obregón, Bárbara Rey, y personalidades de la talla intelectual de Mar Flores y Sofía Mazagatos -tiemblo de pensar en la cantidad de tomas que necesitarían para decir correctamente “Freixenet les desea felices fiestas”- pronosticaron un declive inevitable de la compañía a nivel publicitario. Y ese declive ha llegado por todo lo alto.

A alguna mente pensante de la agencia J. Walter Thompson -que son listísimos, ya verán por qué- decidió que para ahorrarse unos cuantos miles de euros sería el ciudadano de a pie el que se encargase de realizar el spot. Esto, además de dotar a la marca de un semblante campechano y próximo al pueblo que ya quisiera para si el Rey Juan Carlos, va muy a cuento con la corriente actual en el sector audiovisual de ofrecer trabajos no remunerados, o compensados con una fanta y un bocata de mortadela al terminar la jornada de trabajo.

Pero no nos tiremos aún de los pelos. Los señores de la Walter Thompson, muy generosos ellos, se sacaron de la manga un “concurso” -nótese el entrecomillado- en el que ofrecían un montón de premios en metálico para los spots seleccionados, además de un gran premio de -agárrense a la silla- 20.000 euros para el ganador absoluto, que sería seleccionado por el “prestigioso” -de nuevo las comillas- director Bigas Luna. Saltar de Martin Scorsese a Bigas Luna; a eso le llamo yo un golpe de efecto.

El resultado final de todo este “concurso” ha sido la selección de un spot situado en ese escabroso terreno en el que se encuentran la comedia sin gracia -esa que te hace sentir vergüenza ajena y que te provoca un cosquilleo en la columna vertebral-, lo sumamente cutre, y lo facilón y manido -mensajito esperanzador sobre la crisis inclusive-. El amigo Bigas, ha hecho ganar 20.000 euros al tal Javier Ideami que firma este aborto de la naturaleza, y yo aún sigo dándole vueltas a qué se le tuvo que pasar por la cabeza al “renombrado director” para seleccionar este vídeo de entre una lista en la que se encontraban piezas realizadas con muy buena mano. Mis principales hipótesis barajan la posibilidad de que, al plantarse ante una selección de spots en los que no aparecían parejas fornicando -o individuos entregándose al onanismo-, Bigas entró en una suerte de crisis nerviosa y seleccionó lo primero que se le puso por delante. Porque el bueno de Bigas, ya sea para rodar una película o para anunciar un producto de limpieza, tiene que mostrar a gente dándole a la cebolleta.

La cosa no queda en el bochorno que supone el ganador del concurso. A día de hoy, muchas son las voces que se han alzado en contra de la campaña de los tíos listos de la productora que ha perpetrado esta atrocidad de concurso, poniendo en entredicho la supuesta legalidad del mismo mediante la filtración de numerosas relaciones personales y profesionales entre autores premiados y miembros de la agencia Walter Thompson.

Vamos, lo que viene a ser, como se suele decir en mi tierra, “una casa de putas con ventanas a la calle”.

Por cierto; no se crean ustedes que no les voy a torturar con el video del ganador del concurso. Aquí lo dejo para su gozo y disfrute, no sin antes recomendarles tener un par de botellas de Codorniú -precisamente- a mano para olvidarlo lo más rápidamente posible a base de lingotazos.

¡A compartir se ha dicho!


Anuncios
Comments
4 Responses to “Bigas Luna, Freixenet, chanchullos, mamoneo y la madre que me parió.”
  1. Devuelveme mis 2’18” cabronazo

  2. Alicia y Teresa dice:

    ¡Gracias por hacerte eco de la noticia! No hay ningún medio que se atreva a contar lo que está pasando en este concurso. Al margen de las valoraciones personales sobre el vídeo final, nos gustaría destacar, sobre todo, las irregularidades que se han dado desde un principio: desde la selección de finalistas relacionados con la agencia de publicidad JWT, encargada del spot… siendo el caso más llamativo el del ex Director de Arte de la empresa, seleccionado con 14 VÍDEOS FINALISTAS!….; hasta el último descubierto: “¡Brindamos por estar un poco locos!”, premiado con 3.000€. Su autora ha trabajado recientemente con Bigas Luna (jurado) como asistente de producción en su última película. Dejamos aquí la página de Facebook que enlaza directamente con las pruebas que desmuestran unas cuantas relaciones sospechosas más.

  3. I like the valuable info you provide in your articles.
    I will bookmark your weblog and check again here regularly.
    I am quite sure I will learn lots of new stuff right here!

    Good luck for the next!

Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] unos días, publiqué en este, mi amado blog, una entrada titulada “Bigas Luna, Freixenet, chanchullos, mamoneo y la madre que me parió”. Allí di rienda suelta a la mala baba que se acumulaba en mi interior tras conocer el vídeo […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: